Cervelicious aprende con Gastro Sherpa Beer Club

Ya me perdonaréis, pero tengo un poco apartado el tema de sacar dos catas por semana. Sin embargo, el post semanal no lo perdono. Pues bien, con esta entrada  vamos a conocer el Gastro Sherpa Beer Club y la cena de la semana pasada para la presentación. También os hablaré de unas cuantas birras que catamos y de con qué las acompañamos. En días sucesivos, tendrán su correspondiente “Entre la cerveza la pared” con algún vídeo incluido con explicación de Erik Coene.

Pues bien, estaba yo hace unas semanas en mis cosas, cuando recibí un mensaje de Gastro Sherpa Beer Club, una notificación de que se está preparando una cata/cena de cervezas para presentar este club de  cervezas en Donostia. No pude más que alegrarme y agradecer a Fernando, de Embajada de la Huerta, que se hubiera acordado de mí. Rápidamente avise a los amiguetes cerveceros y a pesar de que la cena iba a ser un miércoles, tres se apuntaron sin dudarlo.

Bueno, os cuento un poco por encima el propósito del  club. La intención es juntar a gente que conoce y ama el mundo de la cerveza para compartir catas, cenas, clases de elaboración de cerveza e incluso visitas fábricas o realizar viajes que puedan surgir del interés de los propios integrantes del club. También habrá todos los meses un lote de cervezas que te lo mandan a casa o puedes pasar a recoger por la sociedad Basollua, que es donde se centralizarán las actividades del club. La inscripción es gratuita y lo que yo veo más práctico es seguirlos en el facebook y twitter que es donde nos enteraremos de todas las novedades.

La cena/cata estaba dirigida por Erik Coene, uno de los fundadores de CerveBell. Para mí fue un placer poder disfrutar de unas cervezas junto con este maestro Belga. Nada más empieza a hablar Erik, te das cuenta de que estas delante de un cervecero de los de verdad. La charla comenzó con cómo ha ido evolucionando la cerveza, sus tipos según fermentación y demás aspectos básicos de la elaboración de este preciado líquido. Tuvimos oportunidad de ver diferentes maltas con diferentes puntos de tostado y poder probarlas. También una muestra fresca de lúpulo en flor para que viésemos en directo los ingredientes principales de la cerveza, siempre con la posibilidad de participar y preguntar.

Después, entramos en la cena/cata, que se componía de cuatro platos acompañados por una selección de cervezas muy bien pensada por el señor David. Os dejo el menú:

  • Krombacher Pils (Pilsner alemana – 4,8%)  maridada con un pincho con tartar de salmón.
  •  Weihenstephaner Hefeweissbier (Hefeweizen – Trigo – 5,4%) + Lindemans Gueuze Cuvée René (Gueuze Lambic – 5,5%) maridadas con una ensalada de bacalao con verduras encurtidas.
  • Westmalle Trappist Dubbel (Belgian Dubbel – 7%) + Duvel (Belgian Strong Pale Ale – 8,5%), maridadas con carrilleras de cerdo guisadas.
  • Gulden Draak (Belgian Strong Dark Ale – 10,5%) con una crema catalana

Cada una de las cervezas estuvieron exquisitamente explicadas por Erik, que nos contó la historia de la cervecera, sus propiedades, el tipo de cerveza y muchas otras curiosidades. En sucesivos post de “Entre la cerveza y la pared” irán las catas de las cervezas y las explicaciones pertinentes acompañadas de algún vídeo.

La cena estuvo genial, con un ambiente distendido y muy participativo. Resumiendo, fue un placer juntarnos este grupo de amantes de la cerveza, espero que esto sea el principio de un sinfín de actividades cerveceras.

Muchas gracias a Fernando, David y compañía y a Basollua (cocinero y camareras). Y gracias en especial a Erik Coene.

Si queréis más información de las cervezas no os perdáis los post de “Entre la cerveza y la pared“.