Entre la cerveza y la pared: Brew Dog Fake Lager ¡Que se jodan las otras lager!

Brew Dog, otra vez estos irreverentes cerveceros escoceses. Con esta cerveza abordan el estilo Pilsen, un clásico en todos los bares, la típica caña. Su origen es la República Checa, región de Bohemia concretamente, en la ciudad de Plzen que le da nombre al estilo. Hay también otras marcas tradicionales checas como la Pilsen Urquel y la Budejovice. Si tenéis oportunidad y estáis acostumbrados a tomar Heineken, probad alguna de estas birras que merecen mucho la pena y normalmente tienen el mismo precio que la Heineken.

En otros post ya explicaba la filosofía de la marca y sus locas promociones, pero por si no quedara claro os dejo este vídeo de la promoción de la Fake Lager:

Entre la cerveza y la pared: Brew Dog Fake Lager, ¡Que se jodan las otras lager!

Bueno, vamos con el análisis de la Fake Lager de 4,7% de graduación alcohólica. Su aspecto es dorado tirando a pajizo y no tan limpio como me esperaba más bien tirando a turbio y con alguna partícula en suspensión. La espuma es blanca, me gusta que persiste mientras te tomas la copa y tiene cuerpo a pesar de que estamos hablando de una Bohemian Pilsner.

BrewDogFakeLager

El olor es el de una lager, a malta suave pero no te huele a la caña que te tiran el chiringo de las fiestas (por aquí lo llamamos olor a txozna) y a medida que se va templando va dejando escapar matices a lúpulo añadido en flor muy característicos de esta marca.

El sabor de esta Fake Lager es muy bueno, muy agradecida en boca y ese aspecto turbio hace que la cerveza gane cuerpo. Se bebe muy fácil y tiene una gran ventaja respecto a otras Pilsen como es ese punch extra que le dan los lúpulos que le añaden estos locos escoceses.

Para acabar, una cerveza de Brew Dog, nunca te deja indiferente siempre tiene algo que sorprende. Me parece un poco cara pero se entiende que la adicción extra de lúpulo es lo que encarece el precio final, si o si merece la pena catarla. Yo le doy un siete sobre diez.

Salud!